Skip to content

{ 19 – I } Ellos también existen

by en 19/01/2014

Hola optimistas:

A esto le llamo yo cuando mucho, cuando nada 🙂 . Aquí estoy de nuevo. Dos veces en un mismo día. ¿Será que se adelantó la primavera? Jajaja.

Sea lo que sea, ha hecho que quiera dejar una noticia que me ha llamado la atención, entre otras cosas, por lo original que me ha parecido.

Se trata de una ciudad de “jubilados activos”. Su nombre Sun City, y se encuentra en Arizona. Seguramente vosotros, optimistas que leéis este blog ya conoceríais la existencia de este lugar. Pero yo hay miles de cosas que desconozco, (reconozco que mi ignorancia es bestial),  por eso me asombro muchas veces con las noticias que encuentro.

En muchas ocasiones hemos hablado y se habla de los niños, los jóvenes, los avances técnicos y científicos, la música. Pero es verdad que muy pocas veces se habla de los mayores, de las personas que hace poco eran jóvenes.

Tenemos la tendencia, asquerosa tendencia, a pensar que alguien cuando se hace mayor no “sirve” y además es como si menospreciáramos la sabiduría que pudieran tener. Dicho en dos palabras que suenan fatal,  nos parecen “trapos viejos”.

Sin embargo, hay muchos de esos mayores que tienen todas sus facultades en muy buena forma, que están llenos de vida y que no se resignan a ser considerados “estorbo” o como lo queráis llamar. En parte los volvemos a tratar como a niños casi recién nacidos y tenemos, incluso, el mal gusto de pensar en su lugar y de decidir por ellos.

Ser mayor, no significa ser menos. Puede que no se tenga la misma agilidad para hacer algunas cosas, pero cada cual lleva su ritmo ¿no? (incluso entre los que no son mayores).

La noticia va de eso precisamente. De una ciudad que se creó en 1960 sólo para mayores que quieren y son capaces de sentirse activos como siempre lo han sido. Una ciudad en la que las actividades y el buen humor están garantizados, simplemente porque las personas que la habitan están “vivas” y “son”.

Me ha parecido una idea original, además de una especie de alternativa a esas “residencias de la tercera edad”, que son buenas pero tal vez no es lo que algunos mayores quieran.

Os dejo la noticia.

La ciudad de los viejos muchachos

Anuncios

From → Enero, Personas, proyectos

One Comment
  1. Un bonito reportaje sobre un tema candente a medida que nuestras sociedades envejecen. La esperanza de vida aumenta, así como los estándares de bienestar, pero no hay que olvidar que los años se añaden a lo comúnmente entendido como vejez, no a la juventud. Así que hay que conseguir que ese espacio de nuestras vidas sea el que nos sirva para seguir haciendo cosas, quizás distintas de las de décadas anteriores, eso que aún solemos llamar vida activa.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: